Seleccionar página

¿Has oído hablar alguna vez sobre el plasma rico en factores de crecimiento? Te vamos a contar hoy el secreto mejor guardado que algunos deportistas de élite utilizan para favorecer la regeneración de tejidos y acortar los plazos de recuperación de sus lesiones, así como cómo pueden ayudarte nuestros complementos alimenticios naturales.

Qué es el plasma rico en factores de crecimiento

Te preguntarás qué se encuentra detrás de este curioso nombre. Los factores de crecimiento no son más que unas proteínas, presentes en nuestro plasma sanguíneo, que están implicadas en la regeneración de tejidos y en su recuperación cuando sufrimos algún tipo de daño o lesión.

La recuperación gracias al plasma rico en factores de crecimiento es cada vez más popular en tratamientos de medicina deportiva. Sus usos, además, se han ido extendiendo a otras disciplinas como la estética.

Los factores de crecimiento están relacionados con los procesos de diferenciación celular y formación de vasos sanguíneos. Además, actúan en el mecanismo de migración celular para desplazarse hacia zonas del cuerpo donde se necesite reparar tejidos.

Para qué se utilizan los factores de crecimiento

Como hemos comentado, el plasma rico en factores de crecimiento contribuye a la recuperación de cualquier tejido que haya sufrido una lesión. Los casos más habituales en los que se aplica un tratamiento de plasma a deportistas son:

  • Tendinitis, ya sea del tendón de Aquiles, rotulada, de tobillo, de muñeca…
  • Roturas y desgarros fibrilares y otros problemas musculares.
  • Pseudo artrosis.
  • Fracturas óseas.
  • Daño en los cartílagos.

El plasma rico en factores de crecimiento también se utiliza contra el dolor en la artrosis. En estos casos, se ha reportado una mejora significativa, con reducción de la inflamación y de las molestias asociadas.

Así mismo, su poder regenerativo ha popularizado el plasma rico en factores de crecimiento como complemento a cirugías ortopédicas y traumatológicas (lesiones de menisco, roturas de ligamentos, recuperación de huesos rotos).

El plasma rico en proteínas, un elemento seguro y natural

Debido a que el plasma  es un elemento autólogo, es decir, propio de nuestro cuerpo, este tiene una gran tolerancia al mismo y sin reacciones o efectos indeseables, lo que lo convierte en un gran aliado en la recuperación de lesiones.

¿En qué lesiones y disciplinas deportivas puede ser de ayuda el plasma rico en proteínas?

Tenis y deportes de raqueta

Los tenistas, profesionales o amateurs, son un grupo sensible al uso de PRP debido a lesiones tales como el codo de tenista, desgarros musculares, tendinitis aquílea, o esguinces de tobillo entre otras. Esto es debido a la gran cantidad de movimientos rápidos y con uso de fuerza que realizan, los cuales pueden dañar sus articulaciones y músculos.

Fútbol

Al igual que en el caso de los tenistas, los futbolistas, debido a diversos impactos y velocidad de movimiento pueden causar lesiones musculares o tendinosas como la rotura del ligamento cruzado anterior de la rodilla.

Baloncesto

Otro deporte de velocidad e impacto que puede provocar en sus practicantes lesiones tales como capsulitis en los dedos de las manos, lesiones de los meniscos, rotura del ligamento cruzado anterior o esguinces de tobillo, entre otras.

Esquí

En la práctica del esquí son frecuentes los golpes y contusiones, sin embargo, también lesiones en las rodillas, hombro y manos debidas a tensiones o malas posiciones musculares y de los tendones.

Surf

Aunque parezca que el agua es un entorno suave, no siempre es así. Además de contusiones y fracturas (al impactar contra la tabla, por la presión del agua o la arena), otras lesiones comunes en el colectivo surfista son los esguinces de rodilla (provocados cuando la pierna posterior se halla fija y la delantera realizando un giro) y luxaciones o tendinitis en los hombros (debidas a malas técnicas de remada).

Running y/o atletismo

Debido a los movimientos de aceleración y desaceleración, fuertes y rápidos, los atletas de este tipo pueden causar lesiones tales como la fascitis plantar, tendinitis,  fracturas de estrés o sobrecargas musculares.

Prevención de lesiones

Ahora ya conoces uno de los secretos mejor guardados de los deportistas profesionales. Sin embargo, estarás de acuerdo con nosotros en que la mejor forma de curar una lesión es no padeciéndola.

Prevenir una lesión no siempre es posible, pero sí podemos minimizar los riesgos. Los complementos alimenticios específicos para el cuidado de las articulaciones aportan una ayuda extra para mantener las estructuras en buena forma.

Practicar ejercicio suave de forma regular, calentar y estirar después del mismo también nos pueden ayudar a evitar algunas lesiones habituales.

Finalmente, una buena opción para cuidar y prevenir lesiones deportivas es cuidándonos desde dentro, con una buena dieta y complementos alimenticios que promuevan su bienestar. ¡Conoce nuestra amplia gama de complementos alimenticios de origen natural y que nada te pare!